Dónde alojarse en Benidorm: las mejores zonas

Dónde alojarse en Benidorm
Iakov Filimonov/Shutterstock

Las mejores zonas donde alojarse en Benidorm son la Playa de Levante, el Casco Antiguo y el Centro, la Playa de Poniente, el Rincón de Loix y Cala Mal Pas. ¿Quieres saber cómo es cada una de ellas y qué te ofrecen? Sigue leyendo.

Además de ser uno de los mejores destinos turísticos de la costa mediterránea española, Benidorm tiene un curioso récord: ser la población con el mayor número de rascacielos del mundo por metro cuadrado, tan solo detrás de Nueva York. Es decir, edificios de más de 100 metros de altura.

También es importante recordar que, con tan solo 67.000 habitantes, ocupa el tercer lugar en plazas hoteleras en España, detrás de Madrid y Barcelona. En verano, además de las viviendas vacacionales, esos alojamientos para hospedarse en Benidorm permiten que la población alcance los cuatrocientos mil habitantes.

En la Marina Baja alicantina, Benidorm es una ciudad muy turística con más de 6 kilómetros de playa, aunque también hay zonas residenciales según se aleja uno de la costa y el centro. La ciudad también cuenta con atractivos naturales como el Parque Natural de Sierra Helada, al Este, o la cordilleras prebélicas al Oeste.

En cuanto a cómo llegar, la ciudad está muy bien conectada por autobús y coche con el resto de la península gracias a la autopista AP-7. También cuenta con línea de tren que conecta la ciudad con Alicante, donde se encuentra el aeropuerto internacional más cercano.

Las mejores zonas donde alojarse en Benidorm

Que una población de algo menos de 70.000 habitantes alcance los 400.000 en los meses de julio y agosto implica que las opciones para alojarse en Benidorm son gigantescas.

En plazas hoteleras, el pasado 2018 la ciudad ofreció algo más de 41.000. A esto hay que sumar más de 1200 apartamentos de alquiler de diversos tamaños, villas, pensiones, campings y albergues.

El resto de los visitantes hasta llegar a 330.000 en época alta son propietarios de segunda vivienda vacacional que también pueden alquilarla en estos meses a terceros.

1. Playa de Levante

Dónde hospedarse en Benidorm: Playa de Levante
lunamarina/Shutterstock

Es una de las playas más concurridas de todo Alicante. Sus límites son el Casco Antiguo y el famoso Balcón del Mediterráneo, al Oeste, y Rincón de Loix y el inicio de la Sierra Helada, al Este. Su nombre se lo debe al barrio de Levante, que se extiende unas manzanas hacia el centro de Benidorm.

La zona es principalmente turística con gran afluencia de visitantes ingleses. La oferta para hospedarse en Benidorm por la zona es de las más altas, con precios medios de unos 100 euros y buenas comunicaciones a través de la Avenida del Mediterráneo.

La playa, por supuesto, es el mayor atractivo. Te encontrarás más de dos kilómetros de arena dorada, una anchura media de 50 metros y aguas tranquilas y no muy profundas. A lo largo de esos dos mil metros, hay un paseo marítimo y los equipamientos y servicios necesarios para disfrutar de un buen día de playa.

Si viajas a Benidorm en familia, en la Avenida Mediterráneo hay un pequeño parque de atracciones infantil: Festilandia. A nivel cultural, no hay muchos atractivos, excepto La Iglesia Parroquial Nuestra Señora del Carmen, con un diseño muy moderno y adaptado al urbanismo de la zona.

Para realizar compras, en tiendas pequeñas, la zona más recomendada es el Casco Antiguo. En la Playa de Levante, no obstante, también puedes comprar algún recuerdo en la tienda Parry’s, en la Avenida Madrid, frente a la playa; recorrer la Avenida Mediterráneo donde hay un Mango y otras tiendas de ropa y complementos.

También puedes visitar la manzana que hay entre la Calle Gerona y Lepanto, donde están dos de los centros comerciales más grandes de la ciudad: La Noria y El Centro. Estas calles son también llamadas la «zona guiri», ya es que como viajar a Inglaterra sin salir de Benidorm.

La oferta de restaurantes en la zona es muy amplia. Aunque está un poco alejado de la playa, te recomendamos visitar Las Gaviotas, un restaurante familiar de cocina española. A unos 200 metros al Este, está el Corral del Pollo, muy famoso en la zona, y en la Avenida del Mediterráneo, el también popular Tony Roma’s, un asador donde probar un buen costillar.

En cuanto a salidas nocturnas, la Playa de Levante es la zona más frecuentada de la ciudad, lo que la convierte también en una de las más populares del Mediterráneo. En la zona de playa, encontrarás el Daytona Rock, un bar de estilo americano. Un poco al Oeste se encuentra el Penélope Beach Club, en pleno paseo marítimo y uno de los locales de moda de la ciudad.

Hacia el norte, en la calle Gerona, se concentran un buen número de pubs ingleses; el Rockstar Benidorm, pubs con billares y actuaciones en directo, o el Jail Rock Music and Cabaret Bar, discoteca y también sala de conciertos.

ENCUENTRA ALOJAMIENTO EN PLAYA DE LEVANTE

2. Casco Antiguo – Centro de Benidorm

Dónde dormir en Benidorm: Casco Antiguo
marcin jucha/Shutterstock

Al oeste de la Playa de Levante se encuentra, por un lado el Casco Antiguo, zona más antigua de la ciudad y pegada a la costa, y por otro el Centro de Benidorm, al norte del Casco Antiguo y que llega al final de la ciudad por ese lado.

La parte antigua cuenta con partes peatonales por lo que llegar en coche es más complejo, mientras que el Centro de Benidorm es mucho más accesible y está mejor comunicado. Las opciones para dormir en Benidorm en ambos barrios son amplias siendo algo más caras en la zona del Casco Antiguo.

Culturalmente, el Casco Antiguo es la zona de mayor interés. Ahí nació Benidorm como pequeño pueblo pesquero y algo de ese ambiente todavía queda en la zona. En esta, te recomendamos que visites la Parroquia de San Jaime y Santa Ana, del siglo XVIII y donde se encuentra la Virgen del Sufragio, patrona de la ciudad.

Un poco más al sur, otro lugar imprescindible es el Mirador de la Punta Canfali. Se ubica sobre un peñasco que divide la Playa de Levante y la de Poniente y ahí estaba una fortaleza que defendía la ciudad de los piratas.

Si continúas al sur, te toparás con uno de los símbolos de la ciudad: el Balcón del Mediterráneo, que alcanzarás bajando unas escaleras desde el mirador. Es una de las zonas más fotografiadas de la ciudad.

Más allá del Casco Antiguo, en dirección norte, también hay otros lugares de interés como el Museo Municipal de la Boca de Calvari, con exposiciones variadas, o el gran Parque de L’Aigüera, que alberga el ayuntamiento de la ciudad y la plaza de toros.

En cuestión de tiendas, el Casco Antiguo está repleto de ellas. Además, hay varias calles peatonales como la calle Gambo o Martínez Alejos con decenas de comercios de todo tipo como perfumerías, tiendas de ropa, etc. Otro lugar para realizar compras y muy pintoresco por su decoración es el Mercado Municipal, en la Plaza del Mercado. Si alquilas un apartamento y cocinas en casa, allí encontrarás productos frescos y a buen precio.

Restaurantes y bares tampoco faltan en la zona, especialmente en el Casco Antiguo. Uno de los más famosos es la Tapería Aurrerá, con pinchos vascos muy creativos. Al sur de éste, otro muy visitado es La Cava Aragonesa, una cueva donde se puede tapear y comer cocina maña.

Si queréis comer frente al mar, justo al final de la Playa de Levante se encuentra en GastroBar Punto de Sal, con un menú europeo. Y si queréis probar la cocina mediterránea y a precios económicos, en el límite norte del Casco Antiguo con Centro se encuentra La Mejillonera Benidorm, especializada en productos del mar y muy concurrida.

El ocio nocturno del Casco Antiguo y la zona Centro de Benidorm está en la línea del que puedes disfrutar en la Playa de Levante: mucho pub y orientado al público extranjero, especialmente inglés.

En la zona más al sur del Casco Antiguo puedes divertirte en dos discotecas: La Posada y Portobello. No muy lejos, también es muy famoso el Marrs Bar Benidorm y, en la calle Santa Faz, encontrarás varios pubs y un Buddha Bar.

ENCUENTRA ALOJAMIENTO EN EL CASCO ANTIGUO – CENTRO DE BENIDORM

3. Playa de Poniente

Dónde alojarse en Benidorm: Playa de Poniente
lunamarina/Shutterstock

Tiene el límite oeste en la que llaman la «Cala de Benidorm«, en la colina del Tossal de la Cala, donde hay unas ruinas romanas. Al este, el Balcón del Mediterráneo la separa de la Playa de Levante. A diferencia de ésta, gran parte de la zona que rodea a la Playa de Poniente está ocupada por grandes urbanizaciones como la de Las Lomas, excepto en la zona más oriental, donde está el Casco Antiguo.

Precisamente es en la zona vieja donde más densidad de oportunidades hay para alojarse en Benidorm. El paseo la Avda. de la Armada Española comunica muy bien la playa con el resto de la ciudad, tanto andando como en autobús y coche.

El ambiente que te encontrarás es más de un turismo nacional. Y en la zona más occidental de la playa es donde se concentran más los alicantinos.

La Playa de Poniente es algo más extensa que la de Levante y alcanza los 3 kilómetros. También tiene zonas donde la anchura llega a los 100 metros. El paseo marítimo, recién reformado, es uno de los mayores atractivos de la zona.

Otro lugar de interés es el pequeño puerto de Benidorm, en la zona Este de la playa. Hay un club náutico y se pueden alquilar velas, kayak y otros recurso para practicar deportes acuáticos.

Al oeste, como comentamos antes, están las ruinas romanas. Cerca de ellas también se encuentra el Mirador Carrer de la Ermita Virgen del Mar, desde donde tener unas vistas privilegiadas de toda la bahía.

Aunque hay una zona de tiendas y un gran centro comercial al noroeste (La Marina), la zona del paseo es la más recomendada para ir de tiendas.

También la oferta gastronómica es amplia, desde restaurantes vascos, como Ongi Etorri, a locales como la Isla de Benidorm. En general, la mayoría de ellos, de cara al mar, cuentan con terrazas por lo que también se puede pasar la tarde noche en ellos.

A diferencia de la zona del Casco Antiguo y Playa de Levante, el número de pubs y discotecas es mucho menor, con algunos locales salteados por la zona como el Pub Cortés Benidorm, en la Calle Asturias; el Incógnito Benidorm, más al Este, en la Calle Uruguay, o Maoi Beach, un club de playa en el paseo marítimo.

ENCUENTRA ALOJAMIENTO EN PLAYA DE PONIENTE

4. Rincón de Loix

Dónde hospedarse en Benidorm
lunamarina/Shutterstock

Es la zona más oriental de la Playa de Levante y también ocupa parte de la Sierra Helada. También es un área muy internacional de la ciudad y la de mayor densidad de rascacielos. Se comunica bien con el resto de la ciudad por la Avda. del Mediterráneo y por la Ametlla del Mar. El alojamiento en Benidorm por la zona es variado, con unos precios medios altos por la gran demanda.

Si quieres salir un poco del bullicio, hay calles para subir a la sierra. Una de ellas te llevará al Mirador La Creu. Allí hay una gran cruz y el lugar es utilizado por los turistas para recordar a familiares fallecidos.

Más al sur, en la costa, también es interesante visitar la Cala Tío Ximo, por donde también pasa una ruta senderista que recorre parte de la Sierra Helada. Precisamente al pie de ésta, en la zona norte, se encuentran dos de los parques acuáticos de Benidorm: Aqualandia y Mundomar.

De vuelta a la zona urbana, y para hacer compras, la Avenida del Mediterráneo y Ametlla del Mar son las vías con mayor número de tiendas. Los restaurantes son variados y repartidos por todo el barrio. Destacar el restaurante español La Bahía; el Bar Mariano’s, con una carta amplia y buenos precios; el Nepalí Tandoori Restaurant, o el China Garden, más al interior.

Las opciones de ocio nocturno también son variadas. Puedes acercarte al casino; ver un espectáculo en Benidorm Palace, al norte del barrio; elegir entre numerosos pubs como Silver Dollar o Morgan Tavern, o acercarte a la coctelería Bikini Beach Bar, en primera línea de playa y con terraza.

ENCUENTRA ALOJAMIENTO EN RINCÓN DE LOIX

5. Cala Mal Pas

Alojamiento en Benidorm: Cala Mal Pas
photovideoworld/Shutterstock

El último lugar que te queremos recomendar si visitas Benidorm es este rincón entre el Balcón del Mediterráneo y el puerto de la ciudad. Aunque está en el Casco Antiguo, esta pequeña cala y playa es muy tranquila, ideal para la escapada con niños o romántica.

La playa solo tiene 120 metros de longitud y unos 20 de anchura. Pese a tener unas dimensiones pequeñas cuenta con Bandera Azul y también recursos turísticos como alojamientos para dormir en Benidorm y no muy alejado de la playa.

La Cala Mal Pas también es muy visitada por submarinistas, ya que desde el litoral hasta la Isla de Benidorm hay unos fantásticos fondos marinos alrededor de una plataforma sumergida llamada La Llosa.

En cuanto a compras y ocio, al estar al sur del Casco Antiguo, solo es necesario callejear un poco para encontrar tiendas y restaurantes. Algunos de estos últimos están muy cerca de la playa como el Mojito Bar o el pub inglés Sherry.

ENCUENTRA ALOJAMIENTO EN CALA MAL PAS

Si tienes pensado visitar alguna otra localidad de la Comunidad Valenciana además de este post sobre las mejores zonas donde alojarse en Benidorm te recomendamos: Dónde alojarse en Valencia, Dónde alojarse en Alicante

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here